27.4.15

¡Primera Reseña!


Título: The Raven Boys - La Profecía del Cuervo
Autor(a): Maggie Stievfater
Pag.: 419
Editorial: SM

Matarás a tu amor verdadero

Blue no sabe cuantas veces le han dicho esto. Pero, como no cree en el amor verdadero, nunca lo ha considerado un problema.

Todo empieza a cambiar la noche de San Marcos. Blue, la única de su familia que no tiene facultades adivinatorias, acompaña a su tía al viejo cementerio para ver desfilar los espíritus de los que morirán en los próximos doce meses, y ve a uno de esos espíritus: un chico vestido con el inconfundible uniforme de la academia Aglionby, un jersey con un cuervo bordado.

Eso sólo puede significar dos cosas: 
o es su amor verdadero, o lo va a matar.



Mi opinión sin spoilers


      Debo empezar diciendo que este libro definitivamente no es para mí y no me gustó en lo absoluto. Lo encontré bastante superficial y a medida que lo leía sentía que la autora no desarrolló bien los temas expuestos y a duras penas explicó el mundo que nos estaba presentando. Me faltó más detalle y descripción porque eso, a mi parecer, es lo que debe hacerse en la primera novela de una serie. Debe ayudar al lector a adentrarse en este nuevo mundo.  Por otro lado, me pareció que estaba demás contar la historia desde tantos puntos de vista, poco menos que cada uno de los personajes contaba lo que pasaba. Y no es que no esté acostumbrada a esto, porque he leído libros con más de un PDV y no me ha molestado tanto como en este caso. 




      Dios mío, qué razones más estúpidas las de Gansey para buscar al famoso Glendower. Que porque cuando se murió por las picaduras de abeja (porque sí se murió) otra persona tomó su lugar y resultó que él era uno de sus amigos que al final era un FANTASMA! Señor mío bendito. *suspira con frustración*. ¿Qué fue lo peor? NADIE SE DIO CUENTA DE QUE ERA UN FANTASMA. OH MY GOD!

Y el clímax, el punto álgido en una novela, el momento en el que se resuelve el conflicto presentado al inicio lo encontré pobre, sin gracia y fome. De verdad, desde la mitad en adelante, lo único que quería era tirar el libro por la ventana y no saber más de él.

Lo único que podría decir que más soporté, fue cuando encontraron el sitio donde habían asesinado a Noah y lo podían manipular a su antojo porque la magia y la energía era tan fuerte que el lugar respondía a voluntad de la persona que se encontraba ahí.

         Hablemos de la construcción de los personajes:

      La personaje principal, Blue Sargent, me pareció pasable. Existía un trasfondo que trataba de hacerla pasar por moralista que se derrumbó al momento en que los “Chicos del Cuervo” aparecieron en su casa, es decir, menos de un tercio del libro. Cuek!  
        Después tenemos a Gansey, el supuesto amor verdadero de Blue o quien moriría a manos de ella misma. Un chiquillo hijito de su papito que no tenía límites, que vivía en una fábrica de no sé qué cosa, prácticamente independiente. A mí parecer, este personaje es el único mejor desarrollado que los demás, puesto que tenía más detalles de su personalidad y de su actuar. Pero tampoco considero que sea un personaje fuerte. 
      Ahora, que relación más extraña la de Ronan con su hermano Declan. Se odiaban taaaaanto que no podían estar en una misma habitación sin Gansey (líder del grupo) para que los detuviera en caso de llegar a los golpes. Éste conflicto no se desarrolla más allá de decir que hay un supuesto secreto que Ronan sabía de su padre antes de morir. Supongo que se desarrolla en los libros posteriores. 
       Por último, está Adam, el estudiante becado de la Academia Aglionby, quién era víctima de violencia intrafamiliar, que no quería denunciar a su padre golpeador porque iba a tener que irse de la casa y no cumpliría su objetivo de ser independiente. Ni siquiera éste conflicto se presenta claro en un principio, la autora lo mantiene reservado hasta más o menos la mitad del libro. Prefiero no referirme a Noah, porque simplemente me exaspera todo lo que lo rodea. 

FIN A LOS SPOILERS


En resumen, no me gustó para nada el libro, ni su trama ni sus personajes. No sentí esas ganas de leer hasta el amanecer para terminarlo. En definitiva, la escritura y la historia no me agarraron como en otras ocasiones. Puede ser que no fuera para mí ya sea por el momento o por la forma en que está escrito. A mucha gente le fascina este libro, pero a mí definitivamente me hizo sentir que perdí el tiempo leyéndolo. Aunque suene duro decirlo.
En fin, eso es todo por ahora. Espero compartir luego una reseña más positiva jejeje. Camila, out!

No hay comentarios.:

Publicar un comentario